Si hablamos del uso de pedales automáticos en ciclismo, a nivel usuario básico, podemos encontrar el dilema entre admitir su uso o no. Sin duda esto se va a deber al miedo habitual en sentirse preso de la bici y poder caer antes de echar el pié a tierra.

Pero si subimos el escalón a nivel de usuario habitual la duda será inexistente. Pedales automáticos si.

  • Mejor aprovechamiento de la fuerza del pedaleo en todos los terrenos. Pedaleando ejerciendo fuerza sobre todo el recorrido o circunferencia de los pedales, consiguiendo lo que se denomina pedaleo en redondo. Se reducen lesiones derivadas de desequilibrios musculares entre ambas piernas.
  • Se elimina el riesgo de caida por perder el contacto con el pedal sobre terrenos accidentados. Se mejora el control de la bicicleta y nos permite realizar diferentes maniobras (saltos, subir bordillos, etc…) simplemente dando pequeños tirones con los pies.
  • La posición del pie siempre correcta. Utilizar pedales automáticos hace que la posición de nuestros pies sobre el pedal siempre sea la misma. Lo único que debemos hacer es asegurarnos de ajustar correctamente la posición de las calas en nuestras zapatillas de forma que el pie quede paralelo al pedalier de la bicicleta y el pedal justo debajo del punto central del metatarso del pie.

Las ventajas en seguridad y control de la bicicleta no admiten posibilidad de duda.  Será preciso una inicial práctica para aprender a liberar el pié de forma intuitiva que será suficiente para evitarnos caídas. Un pequeño giro basta para liberar la fijación.

El uso del pedal automático precisa de dos materiales: zapatilla y pedal. El perfecto acople entre ambos proporcionará a tu esfuerzo sobre la bicicleta un aprovechamiento máximo de cada pedalada. Pero ambos (zapatillas y pedales) deben ser compatibles.

¿pedales automaticos son universales?

Los pedales automáticos pueden ser de varios tipos:

1- Con sistema de muelle, de pletina, elastómeros, también en carbono (Look).   Se pueden regular en dureza pero no funcionan excesivamente bien con barro y por su fuerza no son muy recomendables para ciclistas con las rodillas delicadas. Son muy usados por su relación precio / prestaciones.  Hay algunos modelos mixtos por disponer de plataforma en una cara y en la otra disponer de anclajes.

2- El sistema Time se compone de dos grandes muelles que no pueden ser ajustados pero que nos permiten utilizarlos en zonas de mucho barro y aportan una gran suavidad en su uso beneficiando nuestras rodillas. Precisa de un poquito más de rotación en la entrada y salida de la zapatilla.

3- Tipo Speedplay que tienen el sistema de enganches automáticos en las calas, funcionan bien con el barro y son los mejores para las rodillas delicadas, además son los más ligeros con diferencia. Permiten la entrada y salida de las calas con poco esfuerzo.

Por si te queda alguna duda en Deporvillage te ofrecemos hasta los mejores artículos en nuestra sección de pedales.

Todo para que salgas a pedalear cuando quieras y como quieras.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here