Bici de carretera: ¿tubular o cubierta?

¿Tubular o cubierta? Muchas veces nos hemos hecho esta pregunta y otras tantas hemos discutido con los amigos sobre cuál es la mejor solución. A veces, incluso hemos llegado a levantar la voz y hemos estado a punto de pelearnos… Sé que a vosotros también os ha pasado.
Para los ciclistas es una cuestión vital, así como una religión o una ideología política.  

Por lo tanto, no vamos a intentar que quienes ya lo tienen claro cambien de idea, sino que analizaremos las diferencias entre los dos productos de forma imparcial y os daremos unos consejos útiles para cada clase de ciclista y sus exigencias.

El tubular

El tubular se parece a un hula hoop con la banda de rodadura en el lado exterior y el lado interior que se pega a la llanta con un pegamento especial para que adhiera perfectamente a la rueda.
Ventajas:

  • Más rodadores
  • Se pueden hinchar a presiones superiores
  • Absorben mejor los golpes (toda la llanta absorbe el golpe y no sólo una parte de ella)
  • Más ligeros
  • Más resistentes a los pinchazos
  • Uso de spray antipinchazos, en los casos menos graves

Inconvenientes:

  • Más difícil de montar, ya que se tiene que pegar a la llanta
  • Pérdida de presión (hasta 0,5 bares al día)
  • Más caro
  • Hay que sustituirlo en caso de pinchazo
  • Es necesario esperar unas horas después de montarlo para que el pegamento se seque

La cubierta

La cubierta es el clásico neumático que se monta insertando una cámara en su interior y quedando encajado en la llanta.

Ventajas:

  • Tanto la cubierta como la cámara se sustituyen con facilidad en caso de pinchazo
  • Más barata

Inconvenientes:

  • Menos rodadora (aunque en algunas pruebas en productos tope de gama se ha evidenciado lo contrario)
  • Más pesada (menos algunos topes de gama con un peso muy reducido)
  • Más rígida
  • Menor absorción de las irregularidades del terreno

La elección

Para los aficionados, es imposible decantarse de forma absoluta entre cubierta y tubular. Como hemos visto, hay tantos aspectos positivos como negativos en función del uso.

Si buscáis confort y rodadura, el tubular con una sección de entre 23″ y 25″ es la mejor opción. Si queremos analizar el rendimiento sin considerar el aspecto económico y práctico, lo mejor es escoger un tubular. Normalmente, las ruedas de gama alta, cuyo objetivo es un peso reducido, están diseñadas para montar unos tubulares (la mayoría de los ciclistas profesionales prefieren este sistema, aunque ellos pueden contar con la debida asistencia mecánica en caso de pinchazos).
Es ideal en caso de salidas breves e intensas, para aquellos que os guste la velocidad, en una granfondo o cualquier carrera no profesional.

Por otro lado, si os gusta estar muchas horas o días en la bici y vuestro objetivo es el confort (por ejemplo, cambiar un neumático montando el más apropiado según las condiciones climáticas o según el uso en carreras o entrenamientos), entonces puede que la cubierta sea lo más indicado.

¿Y si, como yo, os sentís representados por todos estos perfiles?
Muy fácil: un par de llantas para cubierta y otro para tubulares, para adaptarse a las necesidades de cada día.

Está todo claro, ¿verdad?

Encuentra toda tu equipación en Deporvillage

Stefano Francescutti

 

Summary
Bici de carretera: ¿tubular o cubierta?
Article Name
Bici de carretera: ¿tubular o cubierta?
Description
Muchas veces nos hemos hecho esta pregunta y otras tantas hemos discutido con los amigos sobre cuál es la mejor solución.
Author
Publisher Name
Deporvillage Magazine
Publisher Logo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here